Cédula de habitabilidad

Cédula de habitabilidad

¿Estás pensando en solicitar una hipoteca, dar de alta a algún servicio básico o vender tu propiedad?, ¿acabas de realizar una reforma integral en tu casa con el fin de ponerla en alquiler? Si respondes afirmativamente a estas interrogantes debes saber que en algunas Comunidades Autónomas necesitarás tramitar la cédula de habitabilidad.

Ahora bien, ¿en qué consiste este documento?, ¿realmente es tan necesario?, ¿dónde se solicita y cuánto tiempo dura?, ¿qué tienes que hacer para renovarlo? A continuación, encontrarás las respuestas a todas estas cuestiones.

¿Qué es la cédula de habitabilidad?

La cédula de habitabilidad es un documento administrativo que ratifica que una vivienda reúne ciertas condiciones básicas para ser habitada. Los requisitos técnicos, de salubridad, higiene y solidez estructural para aprobarlos suelen ser variados y según las exigencias de cada Comunidad Autónoma. Por regla general, durante la inspección se evalúan algunas variables, tales como la superficie útil del inmueble, sus estancias, huecos, altura, equipamiento y diferentes dotaciones.

En palabras resumidas, se trata de un certificado que acredita la legalidad de una vivienda para ser ocupada. Después de llevar a cabo construcciones nuevas o grandes reforma integral será necesario tramitar la cédula de habitabilidad. Nosotros somos especialistas en este tipo de obras y sabemos exactamente qué hacer para garantizar que tu inmueble sea apto y reúna todos los requerimientos.

En Reformas.co contamos con un equipo multidisciplinar de profesionales cualificados en todas las ramas de la construcción. Trabajamos de manera profesional, con absoluta seriedad y amplia responsabilidad. Nos aseguramos de que todo quede impecable, en condiciones óptimas y seguras.

Para tu reforma integral de cocina Reformas.co

¿Qué implica tener cédula de habitabilidad?

En algunas Comunidades Autónomas, después de llevar a cabo las reformas de casas o una reforma integral de baño, cualquier otro tipo de obras será necesario gestionar la cédula de habitabilidad. Recuerda que este es un documento que certifica que tu vivienda cumple con todos los parámetros establecidos para ser habitada. Si la tienes en tus manos quiere decir que has aprobado todos estos criterios:

  • Cuenta con una superficie útil mínima de 36 m2.
  • La estructura cumple con la normativa vigente respecto a la eficiencia energética.
  • La compartimentación se produce de manera oportuna entre las diferentes habitaciones.
  • Incluye componentes de accesibilidad, puertas con anchuras y alturas específicas, escaleras en interiores y exteriores, barandas, entre otros.
  • Adaptada a los estándares de altura mínimos requeridos.
  • Suficiente iluminación y ventilación.
  • Los espacios de uso común, habitaciones y cámaras higiénicas tienen las dimensiones mínimas exigidas.
  • Dispone de cámaras higiénicas según el número de habitaciones, tendedero y espacios destinados al almacenamiento.
  • Está dotada de servicios de agua fría y caliente, electricidad, evacuación de aguas y telecomunicaciones. Cuenta con sus respectivos equipos higiénicos y de cocina.
  • Cualquier otro que se considere pertinente.

En el mencionado documento se especifican todos los detalles en cuanto a la dirección y ubicación de la propiedad, cantidad de habitaciones, dimensiones de lugar, ocupación máxima permitida, condiciones generales, fecha de la concesión y caducidad, así como los datos del técnico responsable de emitir el certificado.

Haz que tu comunidad destaque con nuestras reformas integrales de comunidades, combinando innovación, calidad y sostenibilidad.

¿Dónde se solicita la cédula de habitabilidad?

La solicitud de la cédula de habitabilidad se tramita directamente ante el Ayuntamiento pertinente. El que corresponda según la ubicación geográfica donde esté situada la propiedad en cuestión. Dicha entidad tiene la facultad de emitir el documento una vez que hayas consignado el certificado previamente realizado por un técnico habilitado para tal propósito. Este proceso está reservado para los técnicos cualificados, arquitectos o profesionales. Serán capaces de llevar a cabo la respectiva inspección visual y tienen la capacidad de determinar si la vivienda cumple correctamente con la normativa y los requisitos exigidos por la Comunidad Autónoma.

Descubre cómo una reforma integral de piso en Valladolid puede renovar y modernizar completamente tu hogar, adaptándose a tu estilo de vida.

¿Cuánto dura la cédula de habitabilidad?

El período de caducidad de las cédulas de habitabilidad será determinado por la Comunidad Autónoma correspondiente. Este aspecto también guarda relación con el tipo de documento solicitado. Recuerda que existen 3 tipos de cédula.

De primera ocupación

Los organismos administrativos competentes lo expiden una vez que comprueben que el inmueble construido sigue las especificaciones técnicas y los parámetros contemplados en el proyecto. Esto incluye el cumplimiento de todos los permisos y la normativa urbanística. Las otorgadas antes de 2004 no superaban una década de vigencia. Las que se entregaron entre 2004 y 2012 tienen un tiempo de duración de 15 años, las posteriores a este último año pueden tener una vigencia de 25 años.

De primera ocupación por rehabilitación

Se trata de viviendas que han sido sometidas a reformas integrales o grandes procesos de rehabilitación. Sea por motivo de cambio de uso, ampliaciones o renovaciones importantes en su construcción general. Ante una reforma relevante del inmueble será necesario gestionar la cédula de habitabilidad de primera ocupación por rehabilitación. La misma tendrá una vigencia de 15 años.

De segunda ocupación

La caducidad de la cédula de habitabilidad de segunda ocupación es de 15 años. Este documento se expide para cualquier inmueble previamente construido y habitado que cumpla con la normativa correspondiente. Por lo general, se refiere a viviendas que necesitan ser vendidas o alquiladas, candidatas a subvenciones por rehabilitación energética o para dar de alta a determinados servicios esenciales. En otros casos, la solicitud obedece a que ha caducado la licencia de primera o segunda ocupación y se requiere para efectos de renovación.

¿Dónde renovar la cédula de habitabilidad?

La renovación de la cédula de habitabilidad se tramita de igual modo ante la autoridad competente en esta materia. Asegúrate de dirigirte a la Comunidad Autónoma que corresponda según el sitio donde esté ubicado geográficamente el inmueble. Debes saber que si realizas obras de reformas en determinada vivienda, y de acuerdo al lugar donde esté situada la misma, necesitas gestionar la cédula de habitabilidad, incluso si tienes un documento que aún no ha caducado.

El coste del trámite depende del lugar donde sea procesado y el tipo de vivienda que será sometida a la revisión. Las tasas serán fijadas por la entidad respectiva. Por otro lado, recuerda que el arquitecto o técnico que ejecuta la inspección determinará sus propios honorarios. En caso de que necesites un duplicado podrás solicitarlo sin problema y será expedido de manera gratuita.

¿No sabes en quien confiar tu reforma de comercio en Valladolid? Llámanos, somos tu empresa.

Abrir chat
1
Hola
¿En qué podemos ayudarte?